domingo, 14 de julio de 2013

Critica de cine, pelicula, Un buen partido, Playing for Keeps, descargar, ver online, español, español latino, analisis, opinion, calificacion




Título original: Playing for Keeps
Año: 2012
Duración: 106 min.
País: Estados Unidos Estados Unidos
Director: Gabriele Muccino
Guión: Robbie Fox
Música: Andrea Guerra
Fotografía: Peter Menzies Jr.
Reparto: Gerard Butler, Jessica Biel, Catherine Zeta-Jones, Uma Thurman, Dennis Quaid, Judy Greer, Noah Lomax, James Tupper, Iqbal Theba, Aidan Potter, Marlena Lerner
Productora: Nu Image Films / Millennium Films
Género: Comedia. Romance | Comedia romántica. Deporte. Fútbol



Análisis y critica

Ni fría ni caliente: vomitiva

Esta película fue dirigida por Gabriele Buccino quien obtuvo reconocimiento mundial luego de su trabajo ejercido en las producciones En busca de la felicidad y Siete almas (ambas con Will Smith como protagonista).

En este caso el papel protagónico le pertenece a Gerard Butler a quien conocimos en Mrs. Brown, El mañana nunca muere, Dracula 2001 y Tomb Raider: La cuna de la vida. Pero fue cuando encarnó a Atila en la serie televisiva Attila cuando alcanzó el estrellato.

Por otro lado, tenemos a Jessica Biel quien interpreta a su ex esposa. Como todos sabemos, su ascenso fue muy vertiginoso a partir de producciones como Texas Chainsaw Massacre, Blade 3, Stealth: La amenaza invisible, entre otras.

Después de haber alcanzado en Europa un gran éxito profesional y mediático, un ex-jugador de fútbol (Gerard Butler) venido a menos viaja a los Estados Unidos con la intención de reconciliarse con su ex-mujer (Jessica Biel) y con su hijo. Para empezar, sin trabajo y con poco que hacer, decide entrenar al equipo infantil en el que juega el chico.

A partir de aquí entran en acción Catherine Zeta-Jones, Uma Thurman y Dennis Quaid quienes por alguna u otra razón buscan acercarse al ex astro del futbol. Por el lado de las mujeres, estas se ven fuertemente atraídas por el ex futbolista y buscaran seducirlo para tener un encuentro íntimo con él. Por el lado de Dennis Quaid, su objetivo es integrarlo a su círculo social para obtener los réditos de sus hazañas y, así, concretar negocios millonarios.



Conclusión:

A pesar de contar con la dirección de Gabriele Muccino, este no pudo lograr que los protagonistas se conecten entre si ya que estos nunca supieron entender a qué tipo de género apuntaban los realizadores.

Es decir, sabían que se trataba de una comedia romántica pero carecieron de inteligencia para determinar qué porcentaje le correspondía al romance y que porcentaje le correspondía al drama ya que recordemos que si bien esta es una película que intenta hacernos reír su objetivo principal es mostrarnos lo duro que puede ser para un padre (inmaduro e irresponsable) ganarse el corazón y la tenencia de su pequeño hijo.

En pocas palabras, este film no consigue que nos descostillemos de la risa ni tampoco que nos emocionemos con sus escenas dramáticas ya que estas son superficiales, tontas y aburridas. Por lo tanto, estamos en frente de un pésimo producto el cual se va hundiendo en lo más profundo del abismo al verse plagado de clichés y escenas calcadas de otras películas que abarcan esta misma temática pero con mejores resultados.

Ahora bien, si me preguntas si la volvería a ver te diría certeramente: No, nunca jamás.

Calificación: 3/10











No hay comentarios:

Publicar un comentario