martes, 6 de enero de 2015

Super Campeones 2002 -análisis, critica, opinión, calificación- Me gusto, no me gusto

Captain Tsubasa Road to 2002


Quienes no vieron la serie original jamas podrán rememorar las fantásticas y extraordinarias jugadas que efectuaban en el campo de fútbol nuestros amigos Oliver Atom, Steve Hyuga, Benji Price y compañía. Ni que hablar de la duración de aquellos encuentros -los cuales aveces llegaban a durar cinco o mas episodios- en los cuales los jugadores quizás no llegaban a recorrer ni la mitad de la cancha (ya que durante ese accionar algunos se dedicaban a recordar sus experiencias vividas del pasado). Sin lugar a dudas que la serie original era bastante grotesca, exagerada y extravagante. Así y todo ¡era muy divertida!

Cabe mencionar que Super Campeones 2002 fue lanzada un año antes del inicio del mundial Corea-Japón con intenciones de promocionar tal acontecimiento no solo a nivel global sino también en los países organizadores los cuales no son fanáticos de tal deporte ya que la actividad física preferida de la gran mayoría es el béisbol y demás disciplinas derivadas de las artes marciales.


Super Campeones 2002 es una serie aburrida y redundante ya que abusa de los refritos contándonos toda la historia desde el principio lo cual resulta sumamente mortificante ya que todos esperábamos el desarrollo de nuevos torneos, el alistamiento de nuevos equipos y ver la coronación definitiva de nuestros héroes en el fútbol mundial. Es cierto que todo esto ocurre pero de una manera aberrante de la cual ya hablaremos mas adelante.

Dedicaremos un párrafo aparte para explicar que la duración de los partidos no es tan extensa como en la serie original sino que cada uno de estos se limita a comenzar y finalizar durante el transcurso de cada episodio. A causa de esto los enfrentamientos carecen de emoción ya que los mismos son forzados a terminar en determinado periodo de tiempo dejando muchos cabos sueltos y convirtiéndose en una mera carrera contra el tiempo -que carece de emoción y suspenso- en la cual es sumamente predecible en que momento llegara el gol para que los equipo de nuestros protagonistas se impongan sobre el de sus adversarios. Por otro lado, quisieron darle mas realismo haciendo que las corridas por la cancha, por parte de los jugadores, duren lo mismo que en un campo real pero omitieron quitar las jugadas aéreas fantasiosas (y a la vez peligrosas) que están prohibidas en el fútbol real ¿no es ridículo? Pareciera una mala broma del destino pero esta nueva entrega peca de ser aburrida, no innova en nada, quita determinados detalles para hacerla mas verosímil pero deja otros tantos que hacen que sus omisiones no sean mas que crasos errores.


La música es horrible. La peor que he oído en toda la historia del anime. Se compone de tres tipos de pianos que resultan sosos, austeros y sumamente repetitivos. Nunca oí nada peor. Por un lado tenemos la ambientación de suspenso que se emplea cuando hay algún tipo de confabulación antes, durante y/o después de los partidos. También cuenta con una ambientación melancólica que se emplea cuando los protagonistas rememoran sus experiencias de la infancia y, por ultimo,  la típica música electrónica (denominada K-Pop, muy de moda) durante los partidos.

La serie destaca una particularidad de Oliver que, en mi caso, no tenia demasiado presente me refiero a su falta de creatividad para originar nuevas gambetas y/o jugadas lujosas dentro de la cancha. Es decir, nuestro amado protagonista no es otra cosa mas que un mero imitador de los jugadores mas habilidosos: observa, aprende, imita y hace suyas las jugadas de los demás.

Esta serie nos prometió una premisa muy importante: nos relataría los desafíos y discriminación que Benji, Oliver y Steve sufrieron cuando arribaron al fútbol europeo. No solo por ser orientales (recordemos que a nivel mundial los nipones no existen en tal disciplina) sino porque carecían del debido entrenamiento (y del físico apropiado) para desarrollar sus carreras en un fútbol tan aguerrido y competitivo como lo es el europeo. Esta entrega no cumple con tal cometido y de 52 capitulos 48 son un asqueroso refrito de todo lo que vimos en las sagas anteriores ¡y dedica tan solo 4 capítulos a mostrarnos lo que estábamos esperando desde el mismísimo principio! e incluso solo nos muestra la formación del equipo antes de iniciar el mundial ¡y se limita solo a eso! Super Campeones 2002 es un insulto a quienes producen, realizan y distribuyen anime a todo el mundo pero por sobre todas las cosas a quienes son verdaderos fans de esta maravillosa franquicia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario